El Colegio de Arquitectos de Cancún, participa junto con otras instancias, con propuestas y observaciones para que el proyecto del Tren Maya integre las necesidades de accesibilidad y movilidad, como beneficios urbanísticos a la ciudad de Cancún, más allá de la estación que se planea construir.